domingo, 19 de febrero de 2017

Cómo hacer que la gente vea a Dios



Amados, si Dios nos ha amado así, debemos también nosotros amarnos unos a otros. Nadie ha visto jamás a Dios. Si nos amamos unos a otros, Dios permanece en nosotros, y su amor se ha perfeccionado en nosotros. 1 Juan 4:11-12


Muchas personas dicen que no creen en Dios porque no lo han visto. Yo no he visto a Dios y creo en él porque ando por fe, no por vista (2Corintios 5:7). Pero alguna gente necesita ver y ¿como se puede hacer para que vean a Dios?


Hace varios años atrás escuché un mensaje de un hermano que al día de hoy no olvido sus palabras. En ese entonces dijo que el amor de un cristiano era algo sobrenatural porque nadie puede amar como manda la Biblia si una fuerza mayor no lo mueve. Nadie amará a un enemigo o a un hermano de la manera que dice la Biblia a menos que Dios esté en esa persona.


Dios es amor (1Juan 4:8) y el amor es un concepto abstracto, o sea es algo que no se puede ver pero se tiene una idea de qué es y se sabe que existe. En ocasiones hablamos de amor sin saber de qué estamos hablando pero si queremos saber si un acto es amor tenemos que compararlo con lo que dice 1 de Corintios 13 y ver si encaja en alguna de las descripciones del amor que hay se detallan.




El amor no se ve pero vemos actos de amor. La madre que cuida a sus hijos, el esposo que hace lo que sea por complacer a su esposa, el joven que de momento se inspira y hace un poema a esa muchacha. Todas esas son manifestaciones de amor pero no son amor. La expresión máxima de amor se da en el altruismo, cuando se hacen cosas por los demás sin recibir nada a cambio. Y dentro de los actos altruistas está el máximo que es dar la vida por otros:


Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos. Juan 15:13


¿Pero cómo hacemos para que la gente vea a Dios? El apóstolo Juan dice la fórmula, amarnos unos a otros.


¿Sabía usted que una de las causas principales por la cual algunas personas dejan la iglesia es porque ven demasiadas contiendas y separación? En otras ocasiones personas dejan la iglesia porque no ven a la gente apoyándose mutuamente.


El amarse unos a otros se manifiesta en actos de amor que van más allá del abrazo y el saludo. Una iglesia donde unos y otros se aman es una iglesia donde se tiene cuidado por velar por las necesidades de los que no tienen. Hace un tiempo atrás supe de dos iglesias que tuvieron un acercamiento ante una crisis de desempleo masivo que se dio, la famosa Ley 7 que dejó sin trabajo a miles de empleados de gobierno. En una iglesia tenían a un hermano que se quedó sin empleo. Pidieron oración, exhortaron a los hermanos a que lo ayudaran a conseguir un nuevo empleo y desde el púlpito le daban palabras de ánimo. En otra iglesia se reunieron y decidieron hacer lo que hizo la primera iglesia pero le asignaron una ayuda mensual en dinero para que pagara al menos la casa en lo que conseguía otro trabajo. ¿En cual de las dos iglesias cree usted que había más amor?


La gente necesita ver. No verán a Dios, verán manifestaciones de Dios y no me refiero a sanidades, hablar en lenguas y milagros. La máxima manifestación de Dios es en actos de amor. Una iglesia donde los hermanos se cuidan unos a otros es una iglesia donde está reflejado el amor de Dios y en donde está Dios.


Si queremos que la gente vea a Dios si queremos que la gente venga a la iglesia, si queremos que no se vayan tenemos que hacer que vean a Dios, tenemos que amarnos.




Dios les bendiga.








No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada